Peligros De La Realidad Virtual

samsung-gear-vr-virtual-realityEstamos viendo grandes avances en la ciencia y tecnología del siglo 21, pero junto a estos avances, hay nuevos riesgos y peligros que amenazan nuestra sociedad en diferentes aspectos, incluyendo el espiritual.

Es por esto que en las próximas semanas deseo analizar los proyectos científicos e invenciones de actualidad a la luz de la palabra de Dios, la Santa Biblia.

Una de las tecnologías que ha venido desarrollándose en los últimos años es la “realidad virtual,” la cual fue lanzada al mercado en el 2015 por la compañía Samsung.

Aunque todavía la mayor parte del público no está envuelta en esta tecnología, esto muy pronto va a cambiar, ya que varias compañías como Sony, HTC y Oculus de Facebook planean lanzar varios productos de realidad virtual en el 2016.

La realidad virtual es la simulación generada por una computadora de una imagen tridimensional o ambiente en el que se puede interactuar de una manera aparentemente real o física por una persona con un equipo electrónico especial, tal como un casco con una pantalla dentro o guantes equipados con sensores.

En la realidad virtual el usuario puede sumergirse en un mundo creado por imágenes digitales. El individuo obtiene información visual en tercera dimensión, permitiéndole relacionarse con los personajes y objetos de ese mundo virtual.

En cuanto a los efectos secundarios que pueden ocurrir, creo que la mayoría de personas no van a experimentar la mayoría de ellos, de lo contrario estas compañías no lanzarían un producto que les valla a traer perdida en vez de ganancia.

Sin embargo, es importante notar las advertencias que recibe un cliente antes de comprar el Samsung Gear VR.

Samsung le indica a los usuarios que deben dejar de usar su VR Gear si experimentan ciertos síntomas. Incluyen «convulsiones, pérdida de la conciencia, la fatiga ocular, movimientos  involuntarios de ojos o músculos, visión doble, borrosa, o alterada u otras alteraciones visuales, mareos, desorientación, alteración del equilibrio, pérdida de la coordinación mano-ojo, sudoración excesiva, aumento de la salivación , náuseas, mareos, malestar o dolor en la cabeza o los ojos, somnolencia, fatiga o síntomas similares a la enfermedad de movimiento «.

Y esta no es toda la lista de declaraciones asociadas al VR Gear.

Recientemente el Wall Street Journal publicó un artículo titulado “¿Qué Le Hace La Realidad Virtual a su Mente y su Cuerpo?” En el mismo se  advierte que los dispositivos de realidad virtual que pronto saldrán al mercado, pueden causar daños psicológicos y aún físicos en los que los usen.

En el artículo se menciona al profesor de la Universidad de Stanford Jeremy Bailenson quien dice que sus 15 años de investigación han demostrado consistentemente que la realidad virtual puede cambiar la forma en que un usuario piensa y se comporta, en parte porque es muy realista.

El siguiente video resalta algunos de los temores que hay acerca de la realidad virtual:

En 1 Corintios 6:12 dice: “Todas las cosas me son lícitas, mas no todas convienen; todas las cosas me son lícitas, mas yo no me dejaré dominar de ninguna.”

Como hijos de Dios debemos tener cuidado con las cosas que utilizamos para nuestra recreación.

La tecnología actual nos ofrece una gran variedad de opciones para nuestro entretenimiento, pero el abuso de estas nos puede causar daño en la salud física y espiritual.

Recordemos que la Biblia nos dice que debemos cuidar del cuerpo porque es el templo del Espíritu Santo.

Muchos nos dejamos llevar por la corriente del mundo y nos envolvemos en la fiebre del último artículo electrónico de moda sin meditar si tal cosa es de beneficio para nosotros.

Una cosa es tener un momentos de diversión sana y otra cosa es vivir buscando un entretenimiento continuo. Esta bien que después de un largo día de trabajo tomemos unos minutos distracción, esto es de beneficio para nuestra mente. Pero esta mal que todo el tiempo estemos conectados al espacio cibernético tratando de escapar de nuestro medio ambiente.

Cuando una persona desea estimular su mente continuamente, está buscando escapar de su realidad, la realidad que la ha tocado vivir. Esa persona no desea enfrentar los afanes de la vida cotidiana, sino que busca vivir para el placer de su carne tratando de llenar el vacío de su corazón.

futurewowplayerlarge--1

Cuando Cristo viene a morar en una vida, esa persona recibe el agua que esta buscando su alma sedienta y ya no tiene porque buscar satisfacción interior en los placeres de este mundo.

Es necesario que entendamos que aunque Dios nos permite utilizar los medios modernos de recreación, siempre y cuando se usen sanamente, no todo es conveniente a nuestro espíritu.

Tampoco debemos escondernos detrás de una excusa y pensar que si la Biblia no nos prohibe tal o cual cosa, quiere decir que Dios aprueba que lo hagamos.

Como hijos de Dios debemos tomar la determinación que tomó el apóstol Pablo y declarar que no nos dejaremos dominar por ninguna cosa, sea conveniente o no.

Si nos dejamos dominar por algun placer, aun cuando sea legítimo, nos volveremos esclavos del mismo, y caeremos en la idolatría.

 

MI EXPERIENCIA CON EL FUEGO DE DIOS

No recuerdo que año era, ni tampoco cual era mi edad. Lo que no puedo olvidar es la maravillosa experiencia que tuve con el Espíritu Santo de Dios. Quizá era un adolescente de 14 o 15 años  de edad viviendo en mi pueblo natal, Navarrete, en República Dominicana. Desde que nací tuve el privilegio de tener unos padres que servían al Señor y siempre me llevaban a la iglesia. En una de esas ocasiones, posiblemente en el 1989, fuimos al templo a adorar a Dios.

No se si era un culto de oración, pero en un momento del servicio estábamos todos tomados de las manos orando fervientemente al Señor. Cuando de repente cayo el poder de Dios sobre mi con una intensidad tan grande que era difícil soportar. Puedo decir que sentía un fuego que cubría todo mi cuerpo. Mi rostro ardía a causa de esa unción tan especial. Sentía como que de los poros de la piel salían llamas. Aunque el fuego natural es muy doloroso en nuestra carne, lo que sentía no me hacia daño, sino que era muy agradable y la misma vez rebosante.

Cuando el Espíritu me cubrió con ese poder tan terrible, inmediatamente comencé a alabar a Dios gritando una y otra vez ¡gloria a Dios! ¡Aleluya! Lo interesante es que yo no pensé ni planee decir esas alabanzas, sino que brotaron de mi interior como una fuente incontrolable. Esta experiencia me hizo entender porque los querubines no se cansan día y noche de adorar a nuestro Dios. «Y los cuatro seres vivientes tenían cada uno seis alas, y alrededor y por dentro estaban llenos de ojos; y no cesaban día y noche de decir: Santo, santo, santo es el Señor Dios Todopoderoso, el que era, el que es, y el que ha de venir.» (Apocalipsis 4:8).

Yo solo recibí una chispa de su gloria y no me pude contener. Imagina lo que es estar rodeando su trono, sintiendo el impacto de su presencia desde tan cerca, y viendo su hermosura continuamente. Estos seres vivientes habitan en una dimensión de poder sobrenatural que no podemos comprender.  Al estar bajo la intensa presencia del Todopoderoso, mientras alababa su nombre sin cesar, caí postrado sobre mis rodillas y le adore hasta que él termino su obra en ese momento.

En Isaías 33:14 dice: Los pecadores se asombraron en Sion, espanto sobrecogió a los hipócritas. ¿Quién de nosotros morará con el fuego consumidor? ¿Quién de nosotros habitará con las llamas eternas?  Esta palabra revela que Dios es como fuego consumidor y como tal destruirá todo lo que es contrario a su naturaleza. Si queremos habitar con Él debemos tener parte de su naturaleza en nosotros. Cuando se le apareció a Moisés lo hizo en una zarza que ardía y no se consumía (Éxodo 3). Ese fuego todavía se manifiesta en estos tiempos modernos. ¡Gloria a Dios!

He tenido muchas experiencias con Dios, pero esta marco mi vida de tal manera que aun después de tantos años no la puedo olvidar. La he compartido en esta pagina con el deseo de provocar un anhelo de conocer mas de Dios en aquellos que le conocen. Si crees en Dios y en su palabra (la Santa Biblia), pero nunca has sentido su presencia, quiero que sepas que Él es real. Dios no es un mito, ni un cuento de hadas. Él declaro «y me buscaréis y me hallaréis, porque me buscaréis de todo vuestro corazón» (Jeremías 29:13). Esta es su promesa. Búscale con fe y lo encontrarás.

VICTORIOSOS EN LA ADVERSIDAD

20120621-185512.jpg La vida se compone de momentos, momentos buenos y momentos malos. El deseo de todos nosotros es vivir una vida exenta de problemas, dolores y adversidades. Muchos tratan de escapar de la realidad en que viven acudiendo a los vicios, o caen en una búsqueda interminable de placer – a esto lo llamamos hedonismo.

Sin embargo, el ser humano no encuentra un antídoto efectivo que le libre del dolor y la adversidad permanentemente. El hedonista mas empedernido, entregado a toda sensación placentera, descubre la paradoja hedonista.

Es decir, que el que se empeña en buscar placer y no lo encuentra cae en frustración; pero, el que busca placer y lo encuentra cae en aburrimiento. De modo que el fin del hedonista es terminar frustrado o aburrido.

Cuando venimos a Cristo y nacemos de nuevo no escapamos de los momentos difíciles de la vida. Por el contrario, muchas veces debemos padecer por causa de la Palabra. Además, nuestro Señor Jesús nos advirtió diciendo: «en el mundo tendréis aflicción, pero confiad, yo he vencido al mundo» (Juan 16:3).

Lo que determina nuestra victoria y buen éxito en los momentos difíciles de la vida, es la actitud que tomamos frente a ellos. Jesús nos exhorta a confiar en él. Cuando confiamos en su palabra, en su bondad y su amor hacia nosotros, podemos enfrentar la adversidad con buen animo, estando seguros de que él nos dará la victoria. Podemos estar seguros de que él no permitirá nada en nuestras vidas que no obre para bien (Romanos 8:28).